December 21, 2016

Homotoxicología

La Homotoxicología, (HMTX) fue desarrollada por el Doctor Hans Reckeweg en los años 40. Está basada en los principios de la homeopatía, pero es una fase más avanzada. Utiliza los medicamentos homeopáticos clásicos y nuevos medicamentos no descritos por la homeopatía como son los Nosodes, las quinonas, los autonosodes, etc.

La HMTX utiliza en un mismo medicamento, las escalas de potencias de dosis homeopáticas (HM) en forma simultánea de manera que existen “numerosos medicamentos” en un solo frasco o ampolla lo que obedece a los nuevos principios de los medicamentos del siglo XXI que deben ser multipropósitos, multiobjetivos, multinodales y multiredes.

A diferencia de la HM, la HMTX utiliza otras vías de administración además de la ingesta oral, como la vía intramuscular, intravenosa, subcutánea, etc. A esta técnica se le denomina Biopuntura.

El Doctor H. Reckeweg denominó “homotoxinas” a las sustancias tóxicas provenientes del medio ambiente. El organismo posee mecanismos de auto curación y logra defenderse de las homotoxinas. El organismo trata de reparar lo que ha sido dañado por los alérgenos, los quimioterapéuticos, metales pesados, pesticidas y un largo etc. Cuando el cuerpo reacciona, genera respuestas, las que se denominan “enfermedades” y dependiendo del órgano afectado reciben diversas denominaciones:

  1. Las respuestas de eliminación de toxinas se producen mediante la excreción o la inflamación denominándose por ejemplo diarreas, vómitos, fiebre, etc.
  2. Las respuestas de deposición e impregnación de toxinas dan como resultado las enfermedades denominadas cálculos o litiasis, miomas, etc.
  3. Las respuestas de degeneración (lesiones producidas por las toxinas sobre los tejidos dan como resultado las enfermedades denominadas como úlceras, artrosis, tuberculosis, y los diferentes tipos de cáncer.

Los medicamentos antihomotoxicos son formulaciones compuestas por diversas sustancias elaboradas homeopáticamente y de origen biológico. Estas fórmulas homeopáticas tienen un efecto superior al de cada una de ellas por separado, ya que se combinan siguiendo estrictos principios de medicina biológica, proporcionando una ayuda eficaz incluso en enfermedades complicadas. Los medicamentos antihomotoxicos se emplean con buenos resultados tanto en enfermedades crónicas como agudas.

La terapéutica antihomotóxica se basa en sustancias que provocan en el individuo sano síntomas similares a los de una determinada enfermedad y pueden emplearse como medicamentos de dicha enfermedad siempre que sean diluidos y dinamizados según la técnica homeopática.

La homotoxicología introduce nuevos medicamentos también en dosificación infinitesimal, además de los clásicos homeopáticos. De esta manera, con la Homotoxicología nace el nuevo concepto terapéutico de Medicina Biológica que podemos situar entre la Homeopatía Hahnemanniana clásica y la Medicina convencional; entre la patología y clínica, con los conceptos y principios de la Homeopatía.

Desde la mirada de la Medicina Biológica, las enfermedades crónicas son la manifestación de una inflamación persistente o mantenida, determinada por la asociación sinérgica de todas las sustancias tóxicas, para lo cual ha sido determinante los hábitos de vida, la forma de alimentación, la vida laboral de exposición o el stress, todos factores que facilita el panorama a las cargas tóxicas acumuladas.

Las sustancias química por sí sola no tienen significado. Estas toxinas actúan por el fenómeno de asociación o convergencia. Las homotoxinas en el cuerpo tienen que ser neutralizadas, y estos compuestos son conjugados en el hígado desde el punto de vista químico y eliminados a través de la sulfo-conjugación hepática, cuando el hígado está sano.

Desde el principio de la evolución el ser humano se ha encontrado en contacto con toxinas tanto endógenas como exógenas, donde la toxicidad ha sido un factor real y creciente en la evolución histórica de la humanidad. La homotoxicología permite mostrar la relación existente entre las homotoxina de cualquier naturaleza y las enfermedades del ser humano y nos enseña y ayuda al reconocimiento y al tratamiento de la toxicidad.